M  _ E  _ N  _ U

INICIO
VISITA VIRTUAL
HISTORIA
FESTIVIDADES

COMUNIDAD
CASA NOVICIADO
HORARIOS
O.F.S.
PASTORAL DEL SANTUARIO
CORPORACIONES
ASOCIACIONES
TESTIMONIOS
DEVOCIONES
REVISTA
CONTACTO
VINCULOS

 
C  _ O  _ R  _ P  _ O  _ R  _ A _ C  _ I  _ O  _ N  _ E  _ S   _  

CORPORACION DE LA MAYORDOMIA Подробности pelican case у нас.

La Corporación de Mayordomos y Tenanches de la Santísima Virgen de El Pueblito, es la agrupación más antigua de las vinculadas a la Virgen de El Pueblito. A decir de algunas opiniones, ésta corporación puede tener sus raíces en la Cofradía de Indios en honor de Nuestra Señora de El Pueblito, que se estableció

en este lugar en 1686 con la autorización del arzobispo de México, Francisco Aguilar y Seijas, "cofradía que andando el tiempo llegó a ser muy numerosa y celebró con grande esplendor sus cultos a la divina Madre" (Acosta, Vicente, "Nuestra Señora del Pueblito. Compendio histórico de su culto", 1946, p. 17)

Como quiera que sea, la Mayordomía es la corporación que tiene la más importante y tradicional participación durante las fiestas que se celebran en honor a la santísima Virgen de El Pueblito, sobre todo en la llamada fiesta popular o tradicional que se lleva a cabo durante el mes de febrero.

La corporación de Mayordomos y tenanches está compuesta por 24 personas, es decir, 12 mayordomos y 12 tenanches. El llamado Primer Mayor y su Tenanche (que por lo general suele ser esposa del Mayor, aunque no siempre es así), son electos cada año mediante una votación que se lleva a cabo el tercer domingo de

La oüipüíaciun cíe Mayordomos y Tenanches es la más antigua, tradicional y representativa agrupación vinculada al culto de la santísima Virgen de El Pueblito.

cuaresma. La elección se efectúa con la participación de los grupos, asociaciones y corporaciones tanto del santuario como de la Parroquia de San Francisco Galileo, así como algunos feligreses de las capillas de Santa Bárbara, de la colonia Emiliano Zapata, además de los exmayordomos. Una vez electo el Primer Mayor y su Tenanche, éstos cuentan con algunos días para armar la corporación, es decir, para invitar e integrar a once mayordomos y once tenaches más.

Desde luego, la figura del Mayordomo tiene un peso simbólico muy fuerte en la vida y tradición de El Pueblito, que apunta, en primer lugar al servicio y trabajo desinteresado en bien de la comunidad y en el de la propagación y mantenimiento de la devoción a María Santísima en su título de El Pueblito. Por tal razón, cada año se lanza la convocatoria para poder elegir al Mayordomo más adecuado. Por eso en la convocatoria se hace saber que los candidatos deben ser nativos de Corregidora fel municipio cuya cabecera es la Villa de El Pueblito); tener más de 35 años al día de la elección; de preferencia debe ser casado (aunque no es requisito indispensable); tener una sólida vida moral avalada con hechos; debe ser un devoto probado de la santísima Virgen de El Pueblito; conocer las tradiciones de El Pueblito; haber sido miembro de la Mayordomía en otros años; así como también se incluye la condición de que debe tener cierta solvencia económica para afrontar los gastos que se derivan del cargo que ostentará.

Es de saber que en asamblea se revisa el perfil de los candidatos y su aceptación o negativa de participación en la elección. Los demás mayordomos, escogidos por el Primer Mayor electo y su Tenanche, y las tenanches, deben igualmente, mostrar algunas de las características señaladas para la elección del Primer mayor, sobre todo en lo que toca a la devoción a la Virgen y las cualidades morales que amerita el cargo. La corporación de la Mayordomía se completa con la incorporación de un cohetero y la primer manda.

Una vez dada a conocer la conformación de la nueva Mayordomía, la corporación se presenta ante las autoridades religiosas del santuario (y actualmente con la llamada Mesa Directiva de Corporaciones) para recibir la aprobación y para fijar la fecha de la Misa de Juramento; en ella, ante el guardián del santuario, harán un firme compromiso Dios y la santísima Virgen, de poner todo su empeño en el cargo que se les ha encomendado; el compromiso queda asentado en un acta que firmarán al final de la Eucaristía.

Algo que distingue a la Corporación de Mayordomos y tenanches es el hecho de ser los depositarios y custodios del primer duplicado que se hizo de la Virgen de El Pueblito, que es conocida como la Virgen de los Naturales, o la Virgen de la Mayordomía; o, más popularmente, la "Tenanchita". Durante todo el año el Primer Mayordomo custodiará en su casa la amada imagen de los naturales (salvo en algunas ocasiones en que la imagen es "prestada" para algunas actividades o cuando tiene que "suplir" a la imagen original cuando ésta sale a visitar la ciudad de Querétaro).

Entre las funciones principales que tiene la corporación destaca venerar a la santísima Virgen María en su advocación de El Pueblito, dándola a conocer y propagando su devoción; le corresponde, además, organizar y llevar a buen término las festividades que se realizan para honrar a la Madre de Dios, particularmente la fiesta tradicional de febrero, que conmemora el acontecimiento del traslado de la sagrada imagen a su actual santuario, ocurrido el 5 de febrero de 1736.

Ahora bien, la Mayordomía participa en una serie de actos, que con toda justicia podemos llamarlos "rituales", que son representativos de las fiestas de tradición de El Pueblito. Uno de ellos es la "bendición y paseo del buey", con lo que se inician propiamente las

festividades. Otra más es la "bendición y paseo de la colación", que son los adornos que llevan alrededor de las parandas, y que suelen ser querubines y angelitos a manera de ornato.

Sin embargo el acto con mayor trascendencia es el llamado de "Remuda" que tiene como finalidad hacer el cambio de personal en la corporación, es decir, la salida de la corporación "vieja" y la entrada de la "nueva". Ésta es una larga y compleja (si no se está bien enterado) sesión que inicia con la invocación y saludo a la Santísima Virgen y prosigue , en síntesis, con la entrega de ofrendas, y, lo más importante, la entrega de Is Imagen de la Tenanchita. En la actividad participan como testigos las autoridades eclesiásticas y civiles.

Durante el año, como ya hemos señalado, la Mayordomía debe resguardar la imagen de la Tenanchita y asegurar que en la gente se preserve la devoción, por tal motivo, todos los días, rezan el rosario en honor de la Virgen santísima.

(Agradecemos la información proporcionada por parte de los señores Samuel Ávila Zúñiga, actual Primer Mayor, y Francisco García Ávila, presidente de corporaciones del santuario.)

 

REGRESAR

® Derechos reservados
Webmaster: Fernando Pérez Valdez